Más de diez puntos de congestión vehicular hay entre Piura y Castillla

Más de diez puntos de congestión vehicular hay entre Piura y Castillla

Entre los distritos de Piura y Castilla existen al menos 12 puntos críticos de congestionamiento vehicular, como consecuencia de diversas obras de rehabilitación y de saneamiento que se ejecutan en forma simultánea.

Cabe indicar que junto al problema de las obras, se suma el constante paso de vehículos pesados por las principales vías del casco urbano y la periferia, sobre todo en el distrito piurano.

El Tiempo pudo constatar que en Piura una de las vías más congestionadas es la Av. Sánchez Cerro, dado que allí se construye el baipás, una obra que está a cargo del Gobierno Regional; además se ha cerrado un tramo de esta avenida troncal por obras de rehabilitación de pistas, lo que obliga a los conductores a usar un solo carril a doble vía.

Una situación similar se aprecia en la avenida Miguel Grau en el cruce con la avenida César Vallejo, donde se ha cerrado parcialmente (carriles) para hacer obras de mejoramiento vial, además, por aquí circula constantemente un gran número de pesados volquetes y tráilers que originan gran congesionamiento, del cual los conductores solo puedenm salir después de varios minutos. La presencia de personal de la Policía de Tránsito es casi nula.

La avenida Mártires de Uchuraccay, en la zona del Complejo de Mercados, también es un punto donde se congestiona el tráfico de vehículos, ya que se deben desviar por los jirones San Lorenzo y “2”.

Caos en castilla

Los conductores de colectivos, ómnibus y otros vehículos también deben padecer la saturación de unidades en las vías en el distrito castellano.

Un punto crítico sobre todo en primeras horas de la tarde, es el cruce de las avenidas Guardia Civil e Irazola.

Aquí se están ejecutando obras de saneamiento a cargo de la empresa San Jorge y supervisadas por la EPS Grau desde diciembre del año pasado. A ello se suma la obra del puente Juan Pablo II, que obliga a usar solo un carril de la Av. Irazola como doble vía en la Urb.Miraflores.

En la G. Civil también se ha habilitado un carril que permite la lenta circulación de vehículos.

En la avenida Tacna, cerca al puente Bolognesi se forma otro punto de congroestionamiento debido al cierre total de un tramo de la avenida Junín que conduce hacia la Municipalidad de Castilla. Aquí se ejecutan obras de rehabilitación por el mal estado de la pista.

Como consecuencia de los tramos cerrados, los conductores deben lidiar con con un retraso de 15 a 25 minutos.

Los dirigentes de taxis y el congresista Hernando Cevallos, proponen reducir el impacto de las obras en paralelo con buenos planes de desvíos, pero al parecer estos no dan buenos resultados. Piura y Castilla viven en un constante caos.

Por: Néstor Vélez Ramos

COMPARTIR     Twittear Compartir