Únete al canal de WhatsApp de El Tiempo

Un Perú sin rumbo
noviembre 11, 2020
Autor: Victor Palacios

Compartir:

Solo el ser humano es el animal que tropieza con la misma piedra; la anomia y antinomia social que estamos viviendo fruto de la vacancia presidencial es por el aletargamiento cognitivo permanente del pueblo.

Cada sociedad tiene el representante que se merece, pero resulta que cada cuatro años se escoge a los políticos incorrectos; se intercambia un voto por una promesa que nunca atiende las principales demandas sociales del peruano, si no porque se mantienen los altos niveles de pobreza, las convulsiones sociales y las migraciones forzadas? Mientras no tengamos una sociedad con razonamiento crítico, el pueblo será manipulado a derecha y siniestra como ovejas en el rebaño, tal como decía Mao Tse- Tung:
“Respeta sus costumbres y su religión pero mantenlos en la ignorancia”.

¿Cuál es el país que deseamos pensar y dirigir? Creo que deberíamos caminar como los cangrejos bajo el liderazgo “kuti”; es decir, caminar hacia atrás para avanzar hacia delante mientras encontramos nuestra esencia sobre la cual desarrollarnos como país. Pero no podemos ejecutar políticas si no sabemos quiénes somos, por que si no se cual es mi pasión tampoco se cual es mi propósito en la vida, y si no se hacia donde voy tampoco hay direccionamiento estratégico. Es pretérito observarnos a nosotros mismos, nuestro comportamiento y luego cruzarlo con lo que pasa en el entorno. ¿Mis pasiones se ajustan a los propósitos de la sociedad, mi solución planteada responde directamente al problema que tiene nuestro ciudadano?

El vacío de poder que ha dejado Vizcarra agrava el estado de desorden colectivo y permanente que vivimos como nación, básicamente porque no existe una continuidad estratégica de largo plazo sobre el manejo de políticas que dejaron nuestros antecesores; cada quien ingresa con su juicio de valor pensando que su idea de negocio(política) responde a las necesidades de la realidad actual, sin embargo en la práctica vemos una incompatibilidad entre la aplicación de la norma y el hecho que se pretende legislar. Mientras no recojamos primero las demandas sociales desde la percepción del ciudadano, el país no saldrá de su propio bache. Porque aquí no se trata de la felicidad de unos, si no la de todos.

Más populares
[imagen_perfil_autor]
Victor Palacios
Editor web de El Tiempo y La Hora. Periodista y fundador del equipo digital del diario El Tiempo. Comunicador con experiencia en Marketing Digital, Data Analyst, SEO, Web Design, Email Marketing e Ecommerce.
[linkedin_autor]