Grave advertencia de lo que podría pasar

El ministro de Defensa, Jorge Chávez Cresta, salió a anunciar que la seguridad ha sido reforzada  en la frontera con el vecino del  norte.

Grave advertencia de lo que podría pasar
Grave advertencia de lo que podría pasar
Tiempo de lectura: 2 minuto(s) aprox.
Y ¿eso es todo? Esta fue la pregunta de miles de piuranos y tumbesinos ayer cuando el ministro de Defensa, Jorge Chávez Cresta, salió a anunciar que la seguridad ha sido reforzada en la frontera con el vecino del norte, tras la llegada de 470 policías adicionales y con el despliegue de Fuerzas Armadas.
PUEDES LEER ► Piura: vecinos de sector Micaela Bastidas exigen proyecto de agua potable y saneamiento

Si bien no se trata de poner un policía o soldado cuidando cada metro de frontera, lo que sorprende es la pésima costumbre del Ejecutivo de minimizar los problemas, ni siquiera ante la gravísima advertencia de lo que podría pasar en el país, precisamente si el Gobierno no se toma en serio, como hasta ahora, su obligación de combatir el crimen organizado.

Preocupa el triunfalismo con que el ministro aseguró ayer que “las autoridades peruanas han tomado medidas decisivas para reforzar la seguridad en la frontera norte del país”. Esta postura demagógica contrasta con las preocupantes advertencias del exministro del Interior, Rubén Vargas, quien recuerda que algunas de las bandas transnacionales que operan en Ecuador hace tiempo que penetraron también en territorio peruano. Para nadie es un secreto que el Tren de Aragua siembra su ola de terror en ambos lados de la frontera.
Los grupos criminales que tienen bases en Ecuador como Los Tiguerones y Los Choneros, cuyo cabecilla fugó recientemente ante la declaratoria del estado de excepción en ese país, comparten espacios nada menos que en Piura y La Libertad, según Vargas.
Es decir, resulta ciertamente ingenuo tratar de poner paños fríos diciendo que la seguridad está garantizada con la llegada de 470 policías, más el despliegue de soldados. El Gobierno lleva un año sacando los militares a la calle y el país sabe que la inseguridad no retrocede, empeora. Es más, para los expertos entrevistados para esta edición, el país va camino de sufrir la misma suerte que Ecuador, más rápido de lo que se cree.
PUEDES LEER ► Piura: Restauran imagen de la Virgen de las Mercedes

El principal problema es que el Gobierno insiste en no aplicar una política clara y enérgica para combatir a las mafias. Muchos de estos grupos criminales no necesitan cruzar hacia el Perú, ya están aquí hace tiempo y si la respuesta del Estado sigue siendo tibia, el riesgo de que el hampa controle zonas del territorio o las cárceles como en Ecuador, es real. Así de grave es el peligro.

Síguenos:

Más en Editorial