Todos contra Keiko

Todos contra Keiko

luis-garcia

Luis García Barreto
Colaborador

Después de haber soportado el clima electoral de la primera vuelta  tapándonos la nariz por los olores insoportables de tanta patraña y falta de ética, ahora nos proponen una segunda vuelta con el país partido debido a que la señora Keiko Fujimori lidera la intención de voto y probablemente sea la próxima presidenta del Perú. Y lo peor del tema es que los cuestionamientos  no son contra ella, sino contra el gobierno de su padre de los años 90.

Keiko ha hecho todo lo que estaba a su alcance para diferenciar su candidatura del gobierno de su padre. Sin embargo, como ya he opinado, aunque se arrodille y se flagele, el conjunto de opositores, por intermedio de ella, no le perdonarán a su padre haber tomado decisiones acertadas en favor del país que pusieron fuera de juego a los partidos políticos dueños del Perú y otras organizaciones que lucraban mercantilistamente. Les quitó el caldo de cultivo de su vigencia. Los opositores, a través del “no a Keiko”, comenzando por el aristócrata Vargas Llosa y pasando por los supuestos proletarios de Verónika Mendoza y sus acompañantes itinerantes de la violencia nacional, hasta llegar a los medios “más serios”, han cerrado filas con acusaciones destempladas para impedir que Fuerza Popular gobierne.

Un reportaje malintencionado emitido por un canal de televisión pretendió sin prueba alguna involucrar a Keiko con la figura delictiva de lavado de activos, el mismo que por falsete cayó en menos de 24 horas. Así, este grupo de medios televisivos y escritos no tuvieron mejor idea de invitar a la desleal y traidora de todos los partidos en que se acomodó, Anel Townsend, para que defendiera el citado reportaje, cuando en la primera vuelta esos medios la descalificaron por tránsfuga de profesión y por comerse la basura que desplegaba su candidato César Acuña.

Veamos: la revista Semana Económica -en sus entregas diarias- publica la ruta de PPK para ganarle a Keiko y aconseja: “PPk debería acentuar su antiofujimorismo para captar más votos”, y los especialistas consultados dicen al unísono: “la campaña de PPK aún no ha sido enérgica en señalar las debilidades de su rival -como la corrupción, los cuestionamientos éticos y la violación de los derechos humanos  durante el gobierno de su padre”. Esto asquea.      

COMPARTIR     Twittear Compartir