Editorial: Mientras llegan los hospitales

Evitar un nuevo brote de dengue ante las lluvias que se avecinan y fortalecer los centros de salud deberían ser prioridad para el sector salud.

Editorial: Mientras llegan  los hospitales
Evitar un nuevo brote de dengue ante las lluvias que se avecinan y fortalecer los centros de salud deberían ser prioridad para el sector salud.
Tiempo de lectura: 2 minuto(s) aprox.

Evitar un nuevo brote de dengue ante las lluvias que se avecinan y fortalecer los centros de salud, deberían ser prioridad para el sector salud cuando los piuranos estamos en cuenta regresiva para la llegada del Niño global que se juntaría con El Niño Costero.

Sin embargo, esto no está ocurriendo, al menos esa es la impresión que da el ministro de salud y la propia presidenta al guardar preocupante silencio ante la desconcertante cifra revelada recientemente de que el 94 % de los 8 mil 700 establecimientos de primer nivel de atención médica del país, tienen infraestructura y equipamiento inadecuado; pese a la exhortación de la OMS para que los gobiernos adquieran la vacuna contra el dengue.

PUEDES LEER ► Centros de salud en Piura se encuentran cerrados por huelga indefinida

Sobre lo primero, los representantes del Estado saben de sobra que es mentira que el primer nivel de atención -postas, centros de salud y políclínicos - resuelva el 80 % de las necesidades de salud de los peruanos, como se supone que debería ocurrir. Si nueve de cada diez locales no tiene infraestructura básica, equipos y la mitad de ellos carece de médicos, lo único que se logra es un pésimo servicio.

Si estas cifras, que aluden al promedio nacional, sorprenden, más desconcertante aún son los índices de Piura donde sólo hay 14 médicos por cada 10.000 habitantes, una dotación ciertamente injusta e irracional comparada con Lima y Arequipa, donde existen 46 y 43 galenos por cada 10.000 habitantes, respectivamente.

Como es costumbre en este gobierno, se habla de trabajo, de coordinaciones; se promete, se expresa buenas intenciones como lo indicado el pasado mes de julio por el ministro Vásquez, cuando dijo que el sector se está preparando para enfrentar la epidemia (de dengue) que llegará producto de El Niño Global. Pero pasa el tiempo y no se nota que esto sea realmente así. Para Piura, por ejemplo, a pesar de toda la cantidad de muertos de inicios de año el Minsa solo le ha asignado 3 millones de los 76 millones solicitados por la Diresa para enfrentar la enfermedad. ¿De qué estamos hablando entonces?

Que Piura necesita hospitales de alta complejidad y que este Gobierno ya está dando los primeros pasos es positivo. Pero antes, a la vuelta de la esquina, están dos urgencias que se debe atender: preparar al primer nivel de atención frente a El Niño y derrotar al dengue. Frente a estos dos retos impostergables los discursos no funcionan.

VIDEO RECOMENDADO:

Síguenos:

Más en Editorial