‘Mis hijos hicieron préstamos para comprar volquete pero me estafaron’

‘Mis hijos hicieron préstamos para comprar volquete pero me estafaron’

a5

“Con mucho esfuerzo mis hijos hicieron préstamos en diferentes entidades con la esperanza de cumplir un sueño de comprar un volquete para trabajarlo. Sin embargo, fui estafado”, sostiene el señor J. E. G. de 48 años quien prefiere darnos sus iniciales por temor a las represalias.

Él cuenta muy mortificado que todo empezó el 17 de marzo cuando cayó en manos del supuesto estafador Juan Carlos Cueva Silva quién a través de su financiera le prometió que podría comprar un volquete.

“Al no calificar mi crédito, el señor Julio Cardoza, quién es asesor de ventas de la empresa Interamericana,  me sugiere la empresa JCCS EIRL. para efectuar la compra diciéndome que esta empresa es seria, sin embargo deposité 12 mil dólares y no me entregan el carro. Mis hijos se endeudaron para poder financiarme la inicial” comentó

“Deposité 35 mil soles por un bus en abril, y no me lo entregan, ahora tampoco me devuelven el dinero depositado por el cual tuve que hacer algunos prestamos”, sostuvo la señora I. S.

Elder Hidalgo Zapata, mecánico de profesión, trabajaba en una empresa petrolera y tras dejar de laborar, recibió una liquidación y ese dinero lo invirtió para la inicial de una combi para trabajarla y generar ingresos para su familia. Sin embargo, también confió en esta financiera JCCS. EIRL y depositó 13 mil soles, pero tampoco le entregan la combi.

“Ya he mandado cartas notariales para que me devuelvan el dinero, sin embargo nada, esto es una estafa”, sostiene.

También depositaron fuertes sumas de dinero Jorge Ramos quien depositó 7 mil dólares, Rodolfo Guevara 15 mil soles, Diana Durand depositó 10 mil 700 soles y la lista podría sobrepasar los 40 agraviados solo en Piura.

El abogado de los afectados, Juan Carlos Valdiviezo  sostuvo que el lunes iniciará ante la fiscalía la investigación de este caso.

Anteriormente, el gerente de la empresa Interamericana José Luis Puig dejó bien en claro que su empresa no tiene ninguna participación en este hecho. Intentamos comunicarnos con el señor Julio Cardoza pero no contestó nuestras llamadas.

COMPARTIR     Twittear Compartir