Los daños colaterales de la crisis

Los daños colaterales de la crisis

Con más de 15 días de bloqueos y cruentos enfrentamientos que han dejado más de 50 fallecidos; infraestructura dañada y cientos de heridos, lo que más se resiente es la economía en el país.

Es difícil dar cifras de pérdidas que sufre el turismo receptivo; la minería; las exportaciones; el comercio y el transporte, además de los daños colaterales que esto significa para la imagen del país en el exterior, desde donde nos miran como país convulsionado y de alto riesgo para la inversión y el turismo.


PUEDES LEER ► Urge el trabajo de inteligencia PNP 


Es aceptable las protestas pacíficas, pero no la barbarie que se ve hoy en carreteras y calles; y es lamentable que los protestantes no se den cuenta que en su afán de desestabilizar el gobierno, están atentando directamente contra la población que no puede movilizarse, recibir atención médica; abrir sus negocios o abastecerse con normalidad de alimentos.

Los vándalos creyendo que afectan a Dina Boluarte y el Congreso están destruyendo activos estatales que son bienes al servicio de la población y que reponerlos significará gasto público que sale igualmente del bolsillo de los contribuyentes. La irracional ambición por el poder parece que ciega a todos.


Síguenos en nuestras redes sociales:


Escrito por: José Neyra Moncada
COMPARTIR     Twittear Compartir

José Neyra Moncada

José Neyra Moncada

Director de El Tiempo