Lluvias en Piura: ¿Cómo prevenir la leptospirosis y cuáles son sus síntomas?

Consulta qué es la leptospirosis, cómo se transmite, cuáles son sus síntomas, dónde se encuentra la bacteria y otros datos más de esta enfermedad.

Lluvias en Piura: ¿Cómo prevenir la leptospirosis y cuáles son sus síntomas?
Leptospirosis crónica puede causar un aborto, IBR, Toxoplasma gondii, Neospora caninum, brucelosis, placentitis micótica, Trueperella pyogenes, ureaplasma / Foto: composición El Tiempo
Tiempo de lectura: 2 minuto(s) aprox.

Conoce en esta nota todo sobre la leptospirosis y su relación con las fuertes lluvias en Piura, de acuerdo a especialistas, esta enfermedad infecciosa es causada por una bacterias que pueden producir infecciones potencialmente mortales en los riñones y otros órganos del cuerpo.

¿Qué es la leptospirosis?

La leptospirosis es una enfermedad zoonótica de potencial epidémico, principalmente después de lluvias fuertes (en el caso de Piura), causada por una bacteria llamada leptospira.

Leptospira interrogans es patogénica para los hombres y los animales, con más de 200 variedades serológicas o serovariedades. Los seres humanos generalmente adquieren la leptospirosis por contacto directo con la orina de animales infectados o con un ambiente contaminado por orina. La transmisión de humano a humano ocurre muy raramente.

La leptospirosis puede presentarse con una amplia variedad de manifestaciones clínicas, desde una forma leve a una enfermedad grave y a veces fatal.

¿Cuáles son sus síntomas de la leptospirosis?

Sus síntomas pueden parecerse a varias enfermedades, como influenza, dengue y otras enfermedades hemorrágicas de origen viral; es importante el diagnóstico correcto (clínico y de laboratorio) al inicio de los síntomas para evitar casos graves y salvar vidas principalmente en situaciones de brotes.

¿Dónde se encuentra esta bacteria?

Las personas pueden infectarse si consumen o entra en contacto con agua o suelo contaminado. La infección ocurre en climas cálidos como en Piura. La leptospirosis no se propaga de una persona a otra, excepto en casos muy poco comunes.

Algunos de los factores de riesgo incluyen:

  1. Exposición ocupacional: agricultores, granjeros, trabajadores de los mataderos, cazadores (tramperos), veterinarios, leñadores, personas que trabajan en el alcantarillado, personas que trabajan en arrozales y personal militar.
  2. Actividades recreativas: nadar en aguas dulces, hacer canotaje, hacer kayak y ciclomontañismo en áreas cálidas.
  3. Exposición en el hogar: tener perros como mascotas, ganado doméstico, sistemas de recolección de agua de lluvia y roedores infectados.

VIDEO RECOMENDADO

Síguenos:

Más en Local