“Las decisiones políticas quebraron a la Autoridad para la Reconstrucción”

Exdirectora de la ARCC afirma que con el gobierno de Pedro Castillo se colocó a gente inexperta, lo que ralentizó la reconstrucción de Piura.

“Las decisiones políticas quebraron a la Autoridad para la Reconstrucción”
Exdirectora de la ARCC afirma que con el gobierno de Pedro Castillo se colocó a gente inexperta, lo que ralentizó la reconstrucción de Piura.
Tiempo de lectura: 2 minuto(s) aprox.
Por: Iván Valle Chapilliquén
Piura concluye en año con riesgo de volverse a inundar por el fracaso de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios (ARCC) debido a las graves decisiones y el manejo político que tuvo esta entidad durante el gobierno de Pedro Castillo.
PUEDES LEER ► Drenan aguas pestilentes cera al Complejo de Mercados de Piura
Así lo confirmó la exdirectora de la ARCC, Amalia Moreno Vizcardo, quien advirtió que si se continúa con ese manejo político y decisiones desacertadas, no habrán grandes cambios para la región en los siguientes años
– ¿Se ha comentado que la ARCC estuvo mal planteada desde sus inicios?
Hay que hablar de la estructura de la ARCC. Ésta no se inicia como una unidad ejecutora, se inicia como una entidad financiadora hasta que llegamos y la convierto en una unidad ejecutora en el 2020. Con la pandemia, todas las regiones decrecían, tenían problemas y no se incrementó la inversión pública por la crisis sanitaria, pero las regiones del norte como Lambayeque y La Libertad y Piura eran la excepción gracias a ARCC.Esto fue porque nosotros invertíamos en grandes proyectos durante la pandemia y esa es la gran diferencia y una lección aprendida en el proceso de cómo se tienen que gestionar estos proyectos de la reconstrucción.

– ¿Cómo es que Piura, a pesar de tener a la ARCC, sigue desprotegida?

El presidente Pedro Castillo no dimensionó ni fue consciente del daño que le hacia a la gestión pública cuando nombró a personal poco técnico y poco transparente. Ahora, esas son las consecuencias de ese nombramiento y de no haber conservado la plana técnica. Más allá de las cabezas que tenían cargos de confianza, está la plana técnica que ya tenía el conocimiento de los proyectos y en ese sentido debieron seguir en la ARCC. Al haber hecho un cambio tan drástico y al haber puesto a gente inexperta, eso destrozó el concepto de Gobierno a Gobierno (G2G )porque ya no se siguió administrando con la misma responsabilidad y sobre todo con el mismo nivel de transparencia como se hacía antes porque nosotros hacíamos una rendición semanal del avance de los proyectos y los problemas que se presentaban. Ahora, gracias a estas decisiones ciegas desde el punto de vista técnico, que es lo que va a pasar, están dando una señal equivocada al mercado y con ello se va a dificultar los proyectos de todo tipo.

– ¿Qué consecuencias trajo esto?

Además del cambio de personal, el primer problema es que las obras que se supone que eran de G2G y estaban mejor resguardadas se han quedado paralizadas. Entre ellas hay paquetes de colegios de Piura que todavía no se culminan porque simplemente no otorgan los recursos para pagar esos proyectos. Por otro lado, los hospitales se han estado entregando y no ha habido un acompañamiento de la ARCC para procurar el mantenimiento y operación de esas instalaciones para que puedan operar en su máxima dimensión. Creo que Piura dejó de crecer en varios niveles porque la construcción se ralentizó y perdió su objetivo.

– ¿Y las obras de prevención para Piura?

Quiero anotar que es inaudito que una obra tan emblemática, como el Tratamiento Integral del río Piura y su drenaje, en este momento no cuente con presupuesto y como no cuentan con presupuesto, ese proyecto está paralizado. Eso es la herencia que las nuevas gestiones de reconstrucción le están dejando a Piura. Es un proyecto que se tenía a largo plazo, pero si contaba con financiamiento porque se sustentaba punto por punto.
– ¿Ahora todo pasaría a la Autoridad Nacional de Infraestructura?
Ahora, tenemos la ANIN y se dice que con los proyectos van a pasar a ser administrados por esa nueva autoridad. Ya lo he dicho públicamente, que no debe ser una autoridad porque no tiene políticas que ofrecer, porque la función de cómo se generan proyectos le asiste al Ministerio de Economía y Finanzas (MEF). Entonces, la ANIN tiene que ser eminentemente ejecutora y se una central de megaproyectos. Al ser una central de megaproyectos, no debería estar adscrita a un ente político, como la Presidencia del Consejo de Ministros, sino a entes más técnicos, como el MEF, de lo contrario seguiremos en lo mismo. Ahora, el segundo gran problema es que institución también carece del talento humano porque mucha de la gente que ya había aprendido a gestionar estos proyectos a través de la modalidad de G2G ha migrado al sector privado porque no se le valoró y es difícil que regrese.

VIDEO RECOMENDADO:

Síguenos:

Más en Local