Editorial: Todos deben empujar el carro
septiembre 7, 2023
Autor: Victor Palacios

Compartir:

Luego de las pullas de la campaña política y en momentos cruciales como los actuales no caben bravatas de quienes insisten en imponer al caballazo una Asamblea Constituyente y un cambio de la Carta Magna. El único camino es la moderación y la apertura del nuevo gobierno a todos los sectores, incluidas las empresas privadas, y todas fuerzas democráticas para que cada cual sume lo suyo, tal como viene ocurriendo.

Los experimentos son lo último que le conviene a la estabilidad del país, no solo por los graves problemas sanitarios y económicos que enfrenta, sino porque es perfectamente posible hacer las modificaciones necesarias en el momento indicado y dentro del marco constitucional, y sin poner al país al borde del abismo, teniendo en cuenta que, según advierten los analistas consultados para esta edición, en nuestra historia republicana quienes han intentado cambiar la Constitución lo han hecho para perpetrarse en el poder.

Un país que, a punto de cumplir 200 años de independencia, ha dado al mundo un ejemplo de madurez democrática con una nueva elección dentro de los cauces constitucionales, pese a la pandemia, no tiene por qué verse afectado por las pretensiones de un grupo. El presidente electo no tiene por qué retroceder ante estas presiones si realmente quiere volver a unir al país.

Son cada vez más evidentes las diferencias entre el presidente electo Pedro Castillo y el fundador de Perú Libre. Mientras el jefe de prensa de ese partido difundió la noche del último domingo un tuit sobre la evaluación de Roger Nájar como premier, el presidente ha expresado a modo de pedido a los peruanos “no dejarse sorprender con listas y nombres de posibles gabinetes que vienen circulando: son trascendidos y especulaciones”.

Muestras como estas dan algo de calma, pero los peruanos siguen esperando que el mandatario electo demuestre al país que no gobernará siguiendo las imposiciones del exgobernador de Junín, “respirándole en el hombro”.

Lo primero es lo primero. Pese al avance de la vacunación masiva, la pandemia de la COVID-19 continúa siendo una amenaza latente para la vida de millones de peruanos, ante los retrasos en la vacunación de algunas regiones y la posibilidad de una tercera ola de contagios. Además, aunque hay indicadores que revelen una recuperación significativa de la economía en los últimos meses, el impacto de la emergencia sanitaria en en este sector y en el empleo ha sido devastador y urge consolidar ese proceso. El país no pide nueva Constitución, sino millones de puestos de trabajo.

Más populares