¿Crecer contribuye al éxito?

¿Crecer contribuye  al éxito?

Que el progreso económico necesita del crecimiento está siendo muy cuestionado ahora. En la mayoría de países la bonanza de la postguerra ha terminado; sus economías ya no crecen más allá del 10%Naciones como Alemania, con un crecimiento negativo en dos trimestres seguidos, no corresponden a la definición de éxito económico.

Ruchir Sharma, estratega de Morgan Stanley, dice: “Aunque la discusión se centra en qué hacer para reactivar el crecimiento, se ignora el hecho que la desaceleración es impulsada por fuerzas fuera del control de cualquier gobierno. En lugar de impulsar infructuosas campañas de estímulo lo que se necesita es redefinir el éxito y el fracaso económico”. (E.C. 24.08.19)

¿Cuáles son estas fuerzas? Las proyecciones muestran que en el 2040 la población en edad de trabajar caerá en 14 millones en Japón y en la China en 114 millones. Aunque sin duda el crecimiento poblacional impulsa la demanda y estimula la inversión generando empleo, gasto y un mayor PBI, su efecto negativo sobre los recursos naturales no renovables hace que la continuidad del proceso sea insostenible.

Pero, ¿qué situación es “sana”? Una situación así solo se daría si los ingresos per cápita siguieran creciendo aun a costa de que la economía decrezca más lentamente que la población. En suma, para moderar el temor a la recesión se debe cambiar el foco de la discusión sobre salud económica hacia la satisfacción generada por el ascenso de ingresos per cápita.

Como lo señala Sharma: “Redefinir el éxito económico podría ayudar a curar a muchos países de ansiedades irracionales por su lento crecimiento y hacer del mundo un lugar más tranquilo”.

“Crecimiento y confort son términos incompatibles”. Ginni Rometty, CEO de IBM.


Escrito por: Joaquín Schwalb Helguero
COMPARTIR     Twittear Compartir

Joaquín Schwalb Helguero

Joaquín Schwalb Helguero

Colaborador de El Tiempo.