Contraloría detectó irregularidades en tres obras de consorcios relacionados a Karelim López

Contraloría detectó irregularidades en tres obras de consorcios relacionados a Karelim López

La Contraloría detectó irregularidades que implicaron a funcionarios en acciones indebidas en tres obras públicas a cargo de consorcios relacionados a la asesora empresarial Karelim López, según un informe de El Comercio.

Los tres contratos, que ascendían a S/313,1 millones, fueron otorgados por Provías Nacional (entre febrero del 2016 y agosto del 2018) a las asociaciones empresariales Consorcio T&T Chacanto, Consorcio Vial Pro y Consorcio Vial 67, las cuales tienen como integrantes en común a la española Tableros y Puentes S.A. y a la peruana Termirex S.A.C.. Karelim López de esta última.

En junio del 2019, la Contraloría emitió un informe respecto a la construcción del puente Chacanto, que cruza el río Marañón y une las regiones Cajamarca y Amazonas. En ese se señala que el Consorcio T&T Chacanto había construido la estructura del falso puente, que sirve de base para la obra, con un “sistema constructivo” y materiales distintos a los especificados en el expediente técnico.

Luego, el 23 de julio del 2019, Karelim López ingresó a la sede de Provías Nacional para tratar sobre el “puente Chacanto” (Cajamarca) con Julio Palacios García, subdirector de Obras de Puentes, quien el 3 de agosto de 2021 fue designado director ejecutivo de Provías Nacional.

Karelim López otras 12 veces a Provías Nacional en representación de Consorcio Vial Pro, que obtuvo un contrato que ascendía los S/115,9 millones, para realizar mejorasen el corredor vial en Puno. Desde junio del 2018 hasta abril del 2019, López se reunió con funcionarios de Administración, Logística, Conservación y Tesorería de Provías Nacional.

Al respecto, en junio del 2021, la Contraloría publicó un informe de control concurrente sobre ese servicio de “mejoramiento de las carreteras de pro región Puno (paquete 2)” y estableció cinco “situaciones adversas”, entre las cuales figuran las faltas de control de la supervisión, de fiscalización de la entidad en la verificación de los recursos ofertados y de registro de la información actualizada del servicio.

La tercera obra en la que Karelim López intervino fue a nombre del Consorcio Vial 67. López visitó Provías Nacional el 5 de febrero del 2020 para firmar un contrato en la Subdirección de Conservación. La buena pro de este servicio para otro tramo del corredor vial de Puno (”paquete 1″) se entregó el 2 de agosto del 2018 y el contrato por S/178,2 millones fue suscrito el 5 de septiembre del mismo año.

En su informe, de noviembre del 2020, la Contraloría halló cuatro situaciones adversas, tales como trabajos realizados sin el “sustento técnico económico” establecido, falta de aplicación de penalidades al contratista y deficiente previsión en la nivelación entre la berma y la calzada que afectaría a los usuarios.

En el documento de la Contraloría se hace referencia a una tragedia ocurrida el 23 de febrero del 2017. El puente Chacanto, que aún estaba en construcción, colapsó y dejó cuatro trabajadores muertos y diez heridos.

FUENTE: EL COMERCIO

COMPARTIR     Twittear Compartir