Por fin se armaron de autoridad

Por fin se armaron de autoridad

En Piura hemos llegado a un nivel de desorden institucionalizado y pareciera que así muchos viven felices y despreocupados. Como muestra, no se respetan las ordenanzas municipales y cada quien intenta imponer sus propias reglas de propiedad y circulación en las calles.

En otros casos, los vecinos cierran las vías para fiestas en la vía pública sin importar el derecho de los demás y otros, como en Los Ejidos, intentan invadir hasta las mismas pistas.

Por ello habrá que felicitar esta vez a los fiscalizadores de la Municipalidad de Piura que casi al término de la gestión se amarraron los pantalones y salieron a recuperar las vías invadidas en Los Ejidos. Esta actitud, la imposición de la autoridad, es la que siempre han demandado los vecinos, porque no se trata solo de aprobar leyes u ordenanzas, sino de hacerlas cumplir así sea por la ley de la fuerza.

No podemos aspirar a ser una sociedad civilizada sino se establece el orden y el respeto, pero no solo por la fuerza sino también de la tolerancia que debe empezar en los propios vecinos para acatar la ley de convivencia. De no ser así, no habrá nunca suficientes fiscalizadores tras cada uno sancionándolo o controlando su angurria.


Escrito por: José Neyra Moncada
COMPARTIR     Twittear Compartir

José Neyra Moncada

José Neyra Moncada

Director de El Tiempo.