Patriotismo piurano

Joaquín Schwalb Helguero

Cambio de enfoque

Por Joaquín Schwalb Helguero
Patriotismo piurano

Debemos felicitar la iniciativa de tres colegios de Piura al decidir no participar en los desfiles escolares en protesta por el reciente destape de la más que evidente corrupción del (¡¿nuestro?!) Poder Judicial. Triste reflejo de una corrupción generalizada en la mayoría de instituciones, incluido el Poder Legislativo.

Javier Chumacero, director del colegio Jesús de Nazareth de Piura manifestó “Algunos nos han tomado como antipatriotas, pero es todo lo contrario. Ser antipatriota es quedarse callado y dejar que sigan robando o confabulándose en contra de nuestro país. Nuestra comunidad hará un pasacalle y solo participaremos en él”. Claro y simple, su mensaje va ganando repercusión local y nacional.

Marchas militares, escarapelas, discursos altisonantes… Resulta inconcebible que en pleno siglo XXI sigamos poniendo las manifestaciones simbólicas por delante del verdadero patriotismo, que debe expresarse en la actitud y mentalidad del ciudadano, actuando con honestidad, civismo y profundo respeto en todas sus manifestaciones y en cada uno de los ámbitos de su vida social, familiar y laboral.

Actuar de manera patriótica es seguir el ejemplo de nuestros próceres, quienes se rebelaron contra la opresión realista y gestaron la Independencia. Ahora toca ser independientes del yugo a que nos somete la podredumbre por la que tenemos que transitar todos los días, la del ventajismo y la criollada, la de la viveza y el compadrazgo, la del machismo prepotente, la de los temores e indolencia cómplices. Aquí no hay nada que celebrar.

Si no tenemos “rabo de paja” nos toca sublevarnos y protestar. No estamos en Cuba ni en Venezuela; tenemos un sistema democrático con libertad de expresión y de reunión. Podemos congregarnos en estas fiestas para protestar pacíficamente, pero con mucha energía. No perdamos la capacidad para indignarnos. El momento es ahora.

En su comunicado, el director del colegio señala: “No podemos decir ‘Felices Fiestas Patrias’. Nuestro país está de luto y la justicia que tanto pedimos está moribunda”.


Escrito por: Joaquín Schwalb Helguero
COMPARTIR     Twittear Compartir

Joaquín Schwalb Helguero

Joaquín Schwalb Helguero

Colaborador de El Tiempo.