Bandas de vitroqueros operan en tres puntos de la ciudad

Bandas de vitroqueros operan en tres puntos de la ciudad

El hurto de las autopartes, es un delito que, si bien puede ser calificado como falta menor, acecha la ciudad, causa gran malestar y perjudica el bolsillo de los conductores; ya que se ha intensificado en Piura.

El director de la Macrorregión Policial de Piura y Tumbes, general César Cervantes, refiere que, si bien el hurto de autopartes con modalidad de “vitroca” no lo denuncian mucho los piuranos, de enero a junio de este año se han registrado 22 denuncias, siendo los sábados y domingos los días donde hay mayor incidencia de este delito.

Añadió que por lo general los robos de esta modalidad se dan más en el centro de Piura, en las urbanizaciones Santa María del Pinar y Bello Horizonte. Los delincuentes aprovechan las horas de menor afluencia de público para, en cuestión de 10 a 20 segundos, apoderarse de diversos accesorios de los vehículos.

Asimismo, comentó que los ciudadanos denuncian en su mayoría el robo de protectores de aros, plumillas, espejos, radios y parlantes.

Por su parte, el coronel de la Policía Nacional, José Antonio Cortez Carrillo, explicó que los delincuentes no actúan solos, sino en bandas de 4 a 5 personas y que cada uno cumple un rol. Por ejemplo, algunos se encargan de cerciorarse que no haya presencia policial y otros de extraer las autopartes.

La mayoría de accesorios sustraídas van a parar a manos de los receptadores del mercado negro de Piura, muchas veces los conductores acuden a ese lugar para comprar las autopartes que les robaron.

El general comentó que ante esta situación fortalecerá el patrullaje en las zonas de mayor incidencia de hurto de autopartes.

COMPARTIR     Twittear Compartir